TIPS DE SEDUCCIÓN

Las 5 Mejores Formas de Pasar Las Pruebas de Congruencia de Las Mujeres

Las 5 Mejores Formas de Pasar Las Pruebas de Congruencia de Las Mujeres

La sociedad ve a las mujeres como si estuvieran constantemente en una montaña rusa de emociones. Los hombres les temen a las mujeres que ven con este tipo de inconsistencia, pero lo que ellos no ven es que algunas mujeres se muestran a sí mismas más frívolas de lo que en realidad son. ¿Por qué? Para ver cómo TÚ, su probable cita, reaccionas. Si puedes aguantarla cuando exagera o fluctúa sus emociones y opiniones, entonces seguramente podrás encargarte de ella en la vida real. Y esa es la garantía que ella necesita. Básicamente, es una prueba. Aquí te explico cómo pasarla.

Si te acercas a una mujer que te gusta y ella te dice algún comentario quisquilloso como “¿quién demonios eres?”, créeme cuando te digo que, esto, no necesariamente significa que no está interesada. Hay cinco sencillas maneras en las que puedes convertir su rudeza en un coqueteo y mostrarle que puedes manejar a las mujeres que tienden a ser un poco malévolas.

1. Cambia el guión

Ser un poco malévolo, en una forma juguetona, es más común entre las mujeres que los hombres, así que decir algo como “¿estás coqueteando conmigo?” la sorprenderá y tal vez la divierta. Se necesita un poco de valentía, pero inténtalo. Sin nada más, la ablandará un poco.

2. Malentiende

Muy pocas mujeres son en realidad así de groseras, así que solo asume que te está probando- molestando, incluso. A propósito, toma lo que diga cómo es. Responde con algo como, “Así que quieres conocerme, ¿eh?” Ella se sentirá sorprendida al principio, pero al final estará impresionada de tu fácil recuperación y de tu tono juguetón.

3. Redirige

En lugar de sentirte ofendido con lo que dijo, tómalo por lo que es: un pequeño juego. Responde con un cumplido y dile que crees que es linda o valerosa. Nuevamente, ella se sentirá sorprendida e impresionada. También la tomarás por sorpresa, así que puedes empezar a coquetear con su verdadera persona y no con la persona que te pone pruebas.

4. Ignora

Solamente déjalo ir. Continúa con el plan que tienes. O, pretende que ella dijo algo diferente. “No, no tengo ganas de bailar ahorita. Pero me encantaría comprarte algo de tomar.” No caigas en su juego; ella realmente solo quiere saber que no te asustará, no necesita un compañero de combate.

5. Síguele el juego

Otra forma de sorprenderla y llevar la conversación por un camino más positivo es, simplemente, convirtiendo lo que dijo en una broma y seguirle el juego. “¡Yo podría preguntarte lo mismo!”, así te encuentras en el mismo nivel de intensidad y logrando que interactúe contigo, pero torna la confrontación en algo divertido.

Cuando reúnes toda la confianza que tienes para acercarte a una mujer y ella responde con un comentario áspero, es fácil que te desanimes. Solo recuerda que ella te está probando. Inténtalo dos o tres veces más antes de rendirte. Es muy probable que, después de que hayas probado que eres capaz de manejar sus subidas y bajadas de emociones, ella se sienta mucho más interesada en ti.